Yo tenía un sueño de España… pero ese sueño murió hace tiempo. El que me acunará esta noche, será mejor. Mi guía en los Años Oscuros. Y vivirá por siempre jamás. Ej12Ms

14 jun. 2014

El PIB haciendo la calle

Dejamos a Chelo por ahí perdida, en alguna de esas calles negras que suelen frecuentar las ciudades de este país nuestro tan perezoso. Cuando acabó el único café al que me ha dejado invitarle desde que nos conocemos, hará más de una década, recogió sus pocas pertenencias, las metió en el ridículo bolso y, dándose carmín en los labios, marchó, dejándome sentado en aquella cafetería desconocida.

Enfilada sobre sus interminables tacones de aguja, puso rumbo hacia esa negra calle, o a la afilada esquina del Gótico... o a un parque cualquiera del extrarradio, ¡vete tú a saber! Conseguí invitarla, pero estoy convencido de que jamás, jamás, me permitirá acompañarla allá donde ejerce.

Las lumis, aunque cueste creerlo, también tienen su corazoncito, donde pacen, aunque sea de forma escuálida, los restos de la vergüenza humana.

No han sido más de cinco minutos, pero me han bastado para fundirme en sus ojos del color de la miel joven. Ese color tan suyo, tan nuestro, tan de aquellos viejos tiempos en los que solíamos jugar a la orilla del Mediterráneo, buscando carabineros que esquivaban la resaca. Como las caracolas, verlos me ha recordado sonidos marinos, contagiándome algo de esa tristeza que vaga por las grandes ciudades, en busca del corazón despistado en el que pueda anidar durante una temporada.

Sus ojos, sus manos, esa sonrisa tibia...

¿Qué fue de nosotros, Chelo? ¿Qué sucedió con nuestra ilusión?

Recuerdo cuando me hablabas de viajar, conocer mundo, otras culturas y gentes... y yo, mirándote, imaginaba todo aquello que evocaban tus palabras, paseando por verdes praderas interminables o surcando una mar en calma de dorados cabellos de reflejos de Sol. ¡Seré libre, Herep! ¡Siempre libre!, me decías una y otra vez, mientras danzábamos agarrados de la mano hasta que el mareo nos hacía caer de rodillas, cerrando los ojos al sueño, el Edén... ese Reino de Oz que gobierna en la sesera de los niños, pintándolo todo con paleta de mil colores.

Ahora, aquí sólo mientras se enfría este maldito café negro, tus palabras resuenan en mi cabeza, derruyendo lo poco que queda de aquel collage al que dimos forma con risas, bailes y, por qué no decirlo, unas pizcas de ese amor infantil que aprendimos en las inmensas pantallas de los cines de verano.

Dices que mañana, Chelo, vendrán unos señores vestidos de Hugo Boss dispuestos a hacerte firmar un gran fajo de documentos. Papeles de la Seguridad Social, formularios de un tal Impuesto de Actividades Económicas, contratos de prevención de riesgos... chequeos mensuales... modelo 300, modelo 110, mensual, trimestral, anual... Supongo que te contarán esa historieta para no dormir que los papagayos de los medios vienen repitiendo como idiotas por orden ministerial, en la que tú... y las que son como tú... pasaréis a engordar el cotarro del puto PIB gracias a la regulación de vuestra "actividad económica" la cual, de golpe y porrazo, obrará el milagro que demostrará a los parias de aquí, de Chirigota Española, s.l., que la presión fiscal no es tan alta como los "antipatriotas" quieren hacernos ver, quedando margen para un par de nuevos achuchones impositivos más. 

Y estaréis bien vistas entre el vulgo que paga el IVA, y las legiones de sanitarios dejarán de estar cruzados de brazos para atenderos en los oscuros portales, y podréis ir ahorrando para que las ratas os administren una bazofia de pensión cuando seáis viejas y pellejas, incapaces de ganaros el pan de cada día... y tendréis un carné con un número en el "Registro de Putas" situado en Madrid, capital del Reino de España, cerca de donde aguardan los leones... y vuestra vida no será tan puta... y ya seréis proletarias con derecho a pagar impuestos desde aquí hasta la eternidad.

Chelo, soñabas con ser libre... pero el Estado ha decidido ser tu chulo.


Maldito sea.

11 comentarios:

Javier Tellagorri dijo...

Buenísmo don Herep.
Al final, como en tiempos de Enrique IV de Trastamara, todos vasallos-gleba del Estado.
Hasta las putas.

Old Nick dijo...

Esta Es La EUROPA Y LA ESPAÑA DEL FUTURO, QUERIDO HEREP.
UNA GIGANTESCA Y ASQUEROSA CASA DE PUTAS, DONDE LOS CHULOS SON LOS GOBIERNOS Y LOS BANQUEROS SIONISTAS.
Y PUNTO.
¡MALA PUÑALÁ LES DEN A TODOS!¡SE HA VUELTO A LOS AÑOS 30 Y LO QUE NOS QUEDA QUE VER, GENIO!
¡MAS VALÍA QUE SE QUITASEN DE UNA VEZ LA CARETA Y LEGALIZARAN EL OFICIO DE SUS MADRES Y LAS TUVIERAN "CONTROLADAS"!
¡QUE DIOS SALVE A EUROPA Y A ESPAÑA!
Un Abrazo Camarada.
Un Brindis Por LA ESCOBA DE FUEGO.
Y
¡¡RIAU RIAU!!

Geppetto dijo...

Oye viejo Nick, no es la España del futuro, es la España del presente

Chafachorras dijo...

Ya sabes, amigo Herep, que en este país antes llamado España la prostitución y el consumo de drogas no está prohibiso sino que solo lo están el proxenetismo y el trñafico de drogas.

Es decir que a partir de esta reforma, al Ministrro de Hacienda habrá que encerrarle en la trena por chuloputas y narco.

A menos que la moral no les importe un pimiento y solo lo haga la pasta.

Sí ya se que soy un ingenuo, pero lo mismo se lo tragaba alguien.

Old Nick dijo...

Oye Geppetto, Cada Suma De "PRESENTES" Condiciona El FUTURO Y El De Nuestra ESPAÑA, Hace Siglos Que Está Fijado Por La PATULEA DE CANALLAS, GENOCIDAS QUE RIGEN LOS PODERES ENEMIGOS DE TODA NACIÓN.
Repasa La HISTORIA Y Si Quieres Hablamos Luego...
Sólo Tienes Razón En Una Cosa. El FUTURO "PREFIJADO",-Que SE Cumple Cada Día Ante Nuestros Ojos Y Con Nuestro Dinero-, Sólo Podría MODIFICARLO UNA REACCIÓN DEL PUEBLO ENGAÑADO Y TRAICIONADO Y Me TEmo Que Eso No Sucederá Sin Una BONITA REEDICIÓN DEL "FESTEJO" Del 36, Que TAMBIÉN PODRÍA ESTAR PREVISTA.
¿FUTURO?
ESE U OTRO PEOR, DADO EL ESTADO MENTAL DE LA GENTE Y SU ABORREGAMIENTO...
SIC TRANSIT GLORIA MUNDI.

Que DIOS Nos Dé FUERZAS Y ARMAS Ante Lo Que SE Nos Viene Encima.

SALUDOS A LOS POCOS QUE AÚN CONSERVAMOS ESPERANZAS.

Y
¡¡RIAU RIAU!!

Maribeluca dijo...

O se nos han hecho los inspectores todos de golpe del P-Lib- cosa dudosa porque para esos todo impuesto es un robo- o por contra llevan la cosa el del bar Reynols con el Luisma y el Barajas...

Herep dijo...

A pagar, y no se hable más, Javier.
Espere, espere, que verá cómo, el chupacabra Montoro, vuelve a darle una vuelta más al garrote vil en el que se ha convertido la fiscalidad en este país.

Un abrazo.

Herep dijo...

Yo, maese Old, no se quién controla el cotarro, o si es el cotarro quien controla a esos que se esconden en las sombras... sólo se que, ,consumidas, quizá, dos quintas partes de mi tiempo, lo que veo cada día me gusta menos, y sin perspectivas de cambio positivo, claro.
La verdad es que, puestos a recibir esa escoba de fuego, mejor que sea pronto, mientras las fuerzas me acompañen, así que brindo por Asmodeo, y esa refundación tras las cenizas.

Un abrazo, y ¡Riau!¡Riau!

Herep dijo...

La pasta, la pasta, Chafa. Aquí el tema está en el parné y quién lo acapara todo para él y los suyos.
Decíanse liberales, pero la retailla de impuestos nuevos y revisión de los antiguos está siendo de aquí te espero.
Ahora, como tendrán más PIB, el porcentaje respecto a la presión fiscal bajará, obrándose el milagro que les permitirá argumentar que todavía hay margen para otra vuelta de tuerca.

Ingeniería financiera, nivel dos tardes, también para este Gobierno.

Un saludo.

Herep dijo...

España del futuro, España del presente... España del pasado...
Sea como sea, Geppetto y Old, mientras los años pasan y las Naciones recorren su camino, nosotros, España, sigue anclada en ese muro viejo de la rencilla y la discordia, defendiendo todos una realidad que quedó atrás, superada por un mundo que cambia de forma incontrolable.
El plan para desestabilizar al país, tanto por fuerzas internas como externas, es real y palpable
¿Cómo acabaremos? Mal, seguro... pero después de la noche siempre viene el día, y mientras quede un español...

Un abrazo.

Herep dijo...

Jajaja, Maribeluca... dicen por ahí que la solidaridad forzosa es conocida como "impuesto", pero...
De todas maneras, Hacienda no tiene mucho que envidiar al bar ese.

Un saludo.