Yo tenía un sueño de España… pero ese sueño murió hace tiempo. El que me acunará esta noche, será mejor. Mi guía en los Años Oscuros. Y vivirá por siempre jamás. Ej12Ms

9 mar. 2012

Humor negro



Me viene a la memoria un chiste que circula de boca en boca… parecida versión de mail en mail y de piada en piada... que reza, más o menos, de esta guisa:

“Se encuentran dos viejos amigos en una avenida cualquiera y uno le dice al otro:
- ¿Qué tal, Paco? ¿Cómo te el año, después de tanto tiempo?
- Bien… sobreviviendo… víctima del Consumismo.
- ¿Del Consumismo?
- Claro, Javier… Con su mismo chalet, con su mismo coche, con su mismo abrigo, con su mismo calzoncillo…”

El pobre diablo, tal y como da a entender la mofa, ante el panorama parido por la Crisis… o la crisis parida por el Panorama… se encuentra con la tesitura de tener que seguir, un año más, beneficiándose de sus posesiones pasadas y presentes. El dinero, esquivo en los ciclos de contracción, escasea… así que nuestro Paco tendrá que seguir malviviendo con su cochecito leré, su adosado en primera línea, su deslustrado abrigo y su amarillenta ropa interior.

Tiene su gracia, sí… pero también da que pensar…

… porque…  “Un fantasma recorre Europa, el fantasma del Consumismo”…

… ¿o no seguimos, los españoles, estafados con un Gobierno que sigue con su mismo pacto con la ETA?
Porque, cien días arriba cien días abajo, siguen sin ilegalizar al brazo político etarra al tiempo que apoyan a un Lendakari socialista, Don Nadie, más preocupado en contentar a los criminales que a las víctimas. Atmósfera cargada que vislumbra una velada intención de seguir transitando por la senda de la famosa Hoja de Ruta… a ver qué sucedela Economía lo es todo

… ¿o no seguimos, los españoles, arruinándonos con su mismo quehacer económico?
El Ejecutivo sigue aumentando la deuda pública española a frenética velocidad para “rescatar” un sistema financiero en quiebra técnica. Dinero público como electrochoque reanimador de amiguetes, parientes y demás ralea que puebla muchos banqueros consejos de administración… a fondo perdido en un pozo que tan sólo retrasa lo inevitable… y acelera lo evitable.

… ¿o no seguimos, los españoles, ahogados… cada día más… con su mismo expolio impositivo?
Porque los populares, limpiados de cualquier rémora liberal por obra y gracia propia, desoyeron el retumbar de sus promesas electorales y la subida de impuestos fue de aúpa. La presión fiscal, de las más altas de Europa. Una mitad del año, sudada a favor del Estado. La otra, invertida en la propia supervivencia. ¿Inversión? Eso es cosa nuestra… y de los nuestros.

… ¿o no seguimos, los españoles, mirando a los políticos y alucinando con su mismo compadreo corporativista?
 Porque los políticos, Monos, nunca llevan a puerto sus palabras. Los casos de corrupción, los escándalos de financiación ilegal… los sobres, los papeles triturados, las dietas gastadas en drogas y carne fresca… los chalets en primerísima línea de playa… los millones derrochados en obra y gracia del ego del politicastro de turno… los aeropuertos, los puertos, los circos… ¿No es alucinante que no quede en nada? Una palmadita en el hombro, el que menos. Una medalla, Toisón de Oro… pensión vitalicia, cargo en el Consejo de Estado… retiro en el Senado… el que más. Y aquí, primero paz y después gloria… para nosotros, Dioses del Olimpo.

… ¿o no seguimos, los españoles, irritados con su mismo desacato a las Leyes?
Porque en España, desnortada de tanto centrismo, las leyes se cumplen según cómo sople el viento y lo cerca que se encuentre el interesado de las Altas Esferas… y en la periferia, por estar más expuesta al salado líquido, éstos soplan a arrebato. El contenido es irrelevante… sea imposición lingüística, sea Estatuto secesionista, sea Ley de Banderas, las “indicaciones” para controlar el déficit administrativo, la prevaricación judicial… sea el CAT en las matrículas, las multas normalizadoras o las subvenciones construidas sobre mitos… las Leyes han seguido el paso de la desertora Justicia.

… ¿o no seguimos, los españoles, enterrados con su mismo Sistema?
Estado que, como la griega hidra mitológica, come más de lo que puede cazar. 17 cabezas con sus innumerables dientes… 17 estómagos criados a base de excelentes manjares y rodeados de toda clase de lujos… Un Estado que crece y crece sobre unos ciudadanos convertidos en sombras, que son pilares afectados por la carcoma. Y siguen las paladas de grava de un entierro tejano soterrando al español de a pie… tragando toneladas de arena en forma de chantaje revestido como Estado de Bienestar.

… ¿o no seguimos, los españoles, alertados ante un Frente Popular que actúa con su  mismo estilo de hacer oposición?
Demagogia, mentiras, manipulaciones… retorcimiento de la Verdad y absoluta falta de escrúpulos ante las consecuencias de sus errores que, soldados, no son involuntarios… no… Como antaño lo fueron las huelgas revolucionarias protagonizadas por los mismos memos intelectuales, son actos de un plan mayor… quirúrgico… que pretende estigmatizar a todo aquel que no se doblegue ante sus Divinidades hasta hacerlo pequeño, ridícula hormiga a la que aplastar de un pisotón.

El Con Su Mismo… Monos. Con su mismo Sistema corrupto hasta las trancas. Sus mismos políticos saqueadores, más pendientes en mantener el tinglado establecido que en preservar el bien del país y de sus ciudadanos. Sus mismas Leyes pisoteadas y su misma convivencia amenazada. Sus mismos cuatro gatos con doce altavoces profiriendo consignas descafeinadas en el Tiempo, y sus mismos corderos dispuestos a seguir el camino del matadero. La misma España cuya sabia se esparce por diecisiete heridas mortales y cientos… miles… de cortes voluntarios de una Nación en profundo estado depresivo… casi suicida.


Veis… nosotros también sabemos hacer chistes.

16 comentarios:

Tío Chinto de Couzadoiro dijo...

Muy bien traído el chiste, amigo Herep, con su mismo gracejo, para recalcar algunas de las lacras que siguen ahí, amenazándonos.
Un cordial abrazo.

Reinhard dijo...

Nos hemos abonado a la rutina con absoluta indiferencia:nada sorprende, todo permanece, bajo diferentes formas, inalterable. No hay revulsivo que nos saque del marasmo del absurdo.

Saludos.

Zorrete Robert dijo...

Con la que estas cayendo y la peña pasa de todo. Cuando hay pasta no quieren saber nada, pero si ahora que incluso hay gente recogiendo comida de los contenedores tampoco quieren saber nada, merecemos que nos roben a manos llenas. Que por cierto es lo que hacen nuestros políticos, sindicatos, jueces etc.
Saluditos.

Agustin dijo...

Con su mismo conformismo,esa es la clave.O nos ponemos las pilas,O de lo contrario nos mereceremos todas estas desdichas,De momento un No rotundo a la huelga general del dia 29 de Marzo.un saludo y un buen post el de hoy.

Natalia Pastor dijo...

La sociedad, nos guste o no, sigue narcotizada, en estado catatónico, entre resignada y abandonada a su suerte.

Lo peor de todo, es la indiferencia con la que viven y perciben el drama de aquellos que lo han perdido todo.

Yo, que colaboro en un comedor de Cáritas, distingo cada dia como aumenta el número de madres,niños, ancianos,jubilados, sin techo, que hacen cola por un plato de comida, mientras el mundo gira a su alrededor sin reparar en ellos.

José Luis Valladares Fernández dijo...

La rutina da al traste con todo. Se repiten siempre las mismas historias y hasta la cantidad de nuevos pobres se van adaptando a la situación y casi ni protestan.
Protestan sin embargo los que siempre han vivido del cuento y de la subvención, los que no han experimentado -ni la van a experimentar- la crisis. Y así nos va.

Un abrazo

Epiro dijo...

El complejo es tal, que tratan de imitar a los que se acaban de ir, cuando lo lógico es precisamente hacer lo contrario.

Un saludo.

Old Nick dijo...

CON-CO-JO-NU-DO ESTILO, HERMANO HEREP-
¡Buen Repaso y Buenos Estacazos Donde Debería Dolerles a Tales Hideputas.
Un Cordial Abrazo.
Una Carga de Lanzallamas y ORUJO.
y
¡¡RIAU RIAU!!

Herep dijo...

Lacras que muchos pensaban próximas a la extinción con la llegada del nuevo Gobierno, Tío Chinto... pero que se nos presentan demasiado enquistadas.
Esperemos que los "doctores" no pierdan más el tiempo y empiecen pronto con la cirugía general.

Un saludo.

Herep dijo...

La batalla de las ideas se dio por perdida cuando más arreciaba su defensa, Reinhard.
hoy, recogemos lo que sembramos.

Un abrazo.

Herep dijo...

Ha llegado un punto en el que todo nos parece normal, Zorrete. La sociedad está resignada y todo se ve como mal menor.
Nos merecemos lo que nos pasa, amigo. Tienes razón.

Un abrazo.

Herep dijo...

Llevamos muchos tropiezos en la misma piedra, Agustín. Al final, pensaremos que no es culpa del despiste, sino de nuestra tendencia al esperpento.

Cambió el decorado, pero los actores eran los mismos. Aún así, el público aplaudía a raudales.

Pues eso.

Un abrazo.

Herep dijo...

Las colas de los comedores sociales, las colas de los servicios asistenciales, las colas en los contenedores de las grandes superficies...
La gente lo ve, pero mira para otro lado, como si esa imagen no fuera con ellos... aunque cada día esté más próxima de convertirse en su futuro.

El Estado ha hecho bien su trabajo. La narcolepsia es colectiva.

Un abrazo, Natalia. Envidiable tu labor con Cáritas.

Herep dijo...

Esos, José Luís, los que tienen el toro cogido por los cuernos y al son de los cuales baila el Sistema... esos sí que están activos, los muy pillos.
Ven peligrar "sus" privilegios de clase y eso, como la tripa cervecera, ha costado mucho esfuerzo en cañas y gambas.

Un saludo, bloguero.

Herep dijo...

El complejo es enorme, Epiro.
Han dado por perdida la batalla de las ideas, y eso se paga... además del vacío intelectual que ello acarrea.

Un saludo, kamarada.

Herep dijo...

Un saludo también para vos, Old.
Espero que tú también sigas "con tu mismo" verbo certero y no cese de fustigar a las ratas de cloaca que tenemos por "élites".

Un abrazo y un fuerte brindis. ¡Riau!¡Riau!