Yo tenía un sueño de España… pero ese sueño murió hace tiempo. El que me acunará esta noche, será mejor. Mi guía en los Años Oscuros. Y vivirá por siempre jamás. Ej12Ms

24 may. 2011

Pausa


La mañana trae lejanas luces
de amarillo oro y puro azul.
Ligera se acerca una suave brisa

etérea…

moviendo los brazos de negros y arrugados robles,
llevándose los últimos humos del incendio.

Infierno…

… borrado por un torrente
desbocado.

La esencia descansa, tumbada, en invisible cama.
Hinchiendo los pulmones, la brisa azucarada
diluye el pensamiento…
dormida,
compite creyéndose el sueño.

La tarde acude presta
arrancando minutos a las horas,
violenta...
hurtando piedras de los bolsillos
mientras descubre rescoldos abrazados de ceniza

… y prenden…

Infierno.
Madera vieja de podrida raíz.

Silencio… sigilo… algo crepita…
ojos cerrados.

La noche trae, cascabeleando, luceros
de naranja fuego y negro luto.
Bajo su brazo frío yace el sueño…
… un engaño… una ilusión… una pena.

Un incendio quema,
y un rescoldo aguarda la fría gota
para descansar con la madrugada.

Cercana está el alba.

2 comentarios:

Mª Asunción Balonga Figuerola dijo...

¡Poesía también! Pero poesía de la buena...me ha encantado, sobre todo las dos estrofas finales...¿ves como no son malos tiempos para la lírica, si es buena?
¡Mil gracias por esta lectura llena de belleza y de paz!
Afectuosamente
Asun

Herep dijo...

Buenas, Asun
Gracias por el comentario. la poesía va bien cuando quieres decir algo, y no sabes muy bien como... pero a veces tan sólo la entiende el que la (intenta) escribe...
Gracias y un abrazo, bloguera.