Yo tenía un sueño de España… pero ese sueño murió hace tiempo. El que me acunará esta noche, será mejor. Mi guía en los Años Oscuros. Y vivirá por siempre jamás. Ej12Ms

24 nov. 2012

Cita con la comedia...






“Yo no entiendo la vida sin compromiso y esto es una herencia que yo tengo. No entiendo mi trabajo sin compromiso, yo no entiendo el periodismo por el periodismo, el periodismo para la galería, el periodismo para lo que te pueda suponer a ti como persona. Yo entiendo el periodismo como un compromiso hacia la sociedad u más en los tiempos que corren, ¿no?, cuando parece que hay un divorcio entre la gente de la calle y los que mandan. Yo creo que quienes hacemos periodismo tenemos que actuar como filtro de comunicación entre los unos y los otros… y para eso hace falta compromiso.

Yo pienso que en esta vida, todos tenemos posibilidad de escoger. En la vida llega un momento en el que podemos ir hacia un lado o hacia el otro. Quizá si vas hacia un lado, tendrás más nombre, tendrás más dinero… pero… yo seguramente me iría a dormir por las noches, miraría el espejo y sentiría vergüenza de mi misma, ¿no? Yo quiero irme a dormir cada noche con la conciencia bien tranquila, reconociéndome a mi misma como persona. Pero sobretodo la gente que me quiere, y aquí tiene mucho que ver mi familia, pueda ir al día siguiente al mercado y pueda salir a la calle sintiéndose orgullosa de mí… y eso tienes que pensarlo cuando te encuentras en ese cruce de caminos. Yo siempre he querido escoger el camino que me dejaba tranquila renunciando… insisto… seguramente, a más reconocimiento, más nombre o más dinero.

El día que la información y las cosas que pasan dejen de… mira, el día que deje de ponerme nerviosa antes de empezar un programa, seguramente ese día tendré que abandonar. El día que deje de emocionarme, el día que dejen de afectarme las cosas que pasan, ese día, seguramente, tendré que dejarlo. Muchas veces de los periodistas se dice que… emmm… somos insensibles, que no nos afecta nada, que somos capaces de explicarlo todo sin emocionarnos… bueno, a nosotros nos pagan por estar tranquilos delante de la cámara y por ser capaces de explicar una cosa de forma que le llegue a la gente… emmmmm… emocionante, emotiva, pero para ellos. Nosotros por dentro tenemos que estar fríos, ¿no?

A mí el día que dejen de impresionarme las imágenes de matanzas en Siria, por ejemplo, el día que deje de disfrutar con una victoria del Barça… emmm… seguramente, ese día, lo dejaré porque si yo no vivo lo que explico pienso que no le llega a la gente, ¿no?... y entonces no… no… no tiene ningún sentido mi trabajo. A mí cuando la gente me pregunta… emmm… ¿cómo has conseguido esta credibilidad, no? Yo siempre digo, “pues a base de trabajo… esto es muy importante… a base de saber de lo que hablo, a base de creerme las cosas que explico porque las sé y porque las he estudiado… y esto tiene una base de trabajo… y, volvemos otra vez, ¿no?... de compromiso y de exigencia con lo que hago.

A mí el 11S me engancha en directo, y yo no sé qué está pasando, entonces podía hacer dos cosas, que es comenzar a elucubrar, comenzar a alarmar, comenzar a escandalizarme, comenzar a trasladar a la gente lo que yo estaba sintiendo, que era un… un… un… un… un desasosiego bestial, o pensar que mi trabajo era otro, que mi trabajo era explicar de manera coherente, de manera rigurosa, lo que creíamos que estaba pasando en aquellos momentos. Eso es lo que intenté hacer durante todo el tiempo que permanecí en directo, que fueron muchas horas. Eso sí, cuando salí del directo y abandoné el plató… eee… toda esa sangre fía que había tenido, ser capaz de pensar todo eso que estaba diciendo, pues se me vino todo encima, ¿no? Empezaron a temblarme las piernas cuando tomé conciencia, realmente, de lo que había pasado y lo que había explicado.

Hay una cosa que… sobretodo en el momento en el que estamos viviendo, sería muy necesaria… y es olvidarnos de todos los tópicos que se dicen de todo el mundo. En este caso, de todos los tópicos que se dicen de los catalanes. Yo no sé si hace falta “seny” para conseguir esto, pero sería fundamental. Cuando hablo del saber hablar, saber escuchar, saber dialogar, yo creo que todos deberían ser capaces de hacerlo… desde un lado y el otro… desde la paciencia, desde la tolerancia, y olvidarnos de cómo hemos llegado hasta aquí. Ser capaces de empezar de cero y ser capaces de entendernos, porque yo creo que podemos entendernos todos.

Me imagino mi futuro retirada… jajajaja… dejando de sufrir un poco por la actualidad, dejando de sufrir por la información. Son muchos años, cada día, pensando en llenar un programa… o de TV, de radio… que he de explicar las cosas, ¿no? Y me imagino, al menos una etapa de mi vida… aunque sea cortita… viéndolo desde el otro lado, disfrutando de lo que hacen los otros.



(Lagrimita)



6 comentarios:

Tío Chinto de Couzadoiro dijo...

Hace ya muchos años que no la veo en un programa de televisión; no sé por dónde se mueve ahora. Pero lo que dice, traducido por ti, amigo Herep, me transmite autenticidad.
Un cordial abrazo.

DORAMAS dijo...

Bueno, si hay que tenerla en cuenta, busquemos dentro de "uno" de los organismos oficiales de la Comunidad Autónoma de Cataluña, que esta es otra tapada.

Candela dijo...

¿Quién es Herep?

No sabría decirte porque no tengo referencias.

Herep dijo...

Yo, Tío Chinto, de ella no me creo ni el perfume que lleva. No es santo de mi devoción, más bien al contrario.

Un abrazo, artista.

Herep dijo...

Eso seguro, Doramas.
Dicen que son independientes, pero sus fantasmas se mueven por los organismos oficiales que da gusto.
En ellos, para toda esta gentuza, está la verdad.

La suya, eso sí.

Un abrazo.

Herep dijo...

No te pierdes gran cosa, Candela.
Una cómica, poco más.

Un abrazo.