Yo tenía un sueño de España… pero ese sueño murió hace tiempo. El que me acunará esta noche, será mejor. Mi guía en los Años Oscuros. Y vivirá por siempre jamás. Ej12Ms

23 jun. 2012

Llamaradas


No son ni las 8:30h. y el Cuartel General de El Ejército de los 12 Monos está sumido bajo un imponente huracán de fuerza 5. Los vientos, violentos, nacen de los abruptos movimientos de todos nosotros, absortos en limpiezas, lavadoras, compras de última hora y demás usos en fechas como la de hoy.

Porque esta noche es San Juan.

Y tenemos que estar preparados.

Las hormiguitas que pueblan este peñasco nuestro que gira y flota alrededor del Sol tienen, desde tiempos inmemoriales, miles de costumbres y supersticiones que son exclamadas al aire, como blancas palomas, a lo largo de las horas oscuras de esta noche veraniega. El Oceanía… en América… en Europa… por todos sitios observaréis personas que saltan sobre hogueras con la plasticidad artística de la oveja, ciudadanos que corretean sobre ascuas volcánicas y pueblo por todos lados… en las plazas, en los parques, en los paseos marítimos… en las playas… cantando, saltando, bañándose desnudos en alguna cala paradisíaca… fumando, cortejando, bebiendo… Como bien diría House, “todo el mundo bebe”…

Pero… ¡cuidado!... si eres un Dios prepárate para un fuerte dolor de cabeza.

Virgen Santa, virgen Pura, has que apruebe la asignatura; Por favor, que me toque la loteríaQue me llamen del trabajoque Loli no me dejeque el niño no me salga tonto… que la Loli siga en el limboSalud, Dinero, Trabajo… Todo el mundo pide, reza, implora. El Dios es lo de menos. Hoy, la conferencia con el más allá es a cobro revertido… y a nadie le amarga un dulce. Aferrado a una lata de cerveza con la diestra, a la cintura de la chica de turno con la siniestra, e hipnotizado por el llameante reflejo en la retina, hasta el más rudo minero del 34 español sucumbirá bajo el embrujo y… vale, aunque sea involuntariamente… reivindicará, a fuego de sentimentalismo y pasión, que las luces del nuevo día lo obsequien con una vida plena y feliz.

Todo alrededor de cientos de hogueras de rojo fuego.

Miles.

Luciérnagas a los ojos de los Dioses.


Nosotros también encenderemos una hoguera en el campo de maniobras… aquí atrás… en el patio… Grande. Enorme. Roja y amarilla, crujido de carbón. Luz que sube hacia el cielo iluminando esta noche… y todas las que están por venir.

Para ello, el combustible utilizado, ajena la madera, serán todos los lastres que a lo largo del año… a lo largo de los años… hemos ido acumulando en este zurrón nuestro que cargamos a la espalda.

A alimentar las llamas irán todos los agravios, todas las vergüenzas y toda la deshonra. Al fuego las estafas. Al fuego la mediocridad… el abuso y la ruindad, la Justicia y sus togas, los políticos y sus políticas. La Crisis. La Inmersión… los viajes del Sindic y los Ferraris del monarca… el rescate, la Constitución… las facturas… el Mundial de Sudáfrica, al fuego. Los impuestos, también, junto al Progreso y la Paz en el Mundo. La Constitución, papel que arde… como España… desde hace tiempo, con suave llama de lenta cocción.

La Esperanza, al fuego de la hoguera de San Juan.

Que se consuma todo.

El mañana traerá un día nuevo. Sin paz. De felicidad esquiva… diferente… virginal. Pero será un amanecer limpio y claro.

Purificado.


Tenemos mucho que quemar, y la noche es demasiado corta. 

10 comentarios:

Tío Chinto de Couzadoiro dijo...

Dada nuestra crítica situación económica, convendrá, amigo Herep, que, las maderas y los cartones que echemos, esta noche, a las hogueras, produzcan mucho humo, para que podamos hacer señales de socorro.
Un cordial abrazo, y una feliz noche de San Juan.

CLAVE dijo...

Vale Herep que arda todo lo que tu quieres, pero mañana cuando amanezca, sopla las ascuas haber si se enciende la llama de la Esperanza que es la que a mi me queda...saludos y feliz noche..

Candela dijo...

Pues yo creo que, para que de verdad renazca la esperanza lo mejor es quemar en la hoguera a unos cuantos políticos, ya verías tú purificación. Podríamos averiguar además si sirven de combustible, ya que no valen para nada más.

¡Feliz San Juan!

Zorrete Robert dijo...

A la hoguera se tiran los trastos inútiles y viejos en señal de renovación, pero estamos para tirar nada. Como no sea políticos como dice Candela!!.
Saluditos.

Agustin dijo...

A la hogera con nuestra pasividad digo yo.Un buen momento para activar nuestra llama dormida,un saludo,

Herep dijo...

Tienes razón.
Además, con un poco de suerte, la casta se desorienta y acaba zambulléndose en la Mar.

Un abrazo para vos.

Herep dijo...

Clave,

Espero que se encendiera esa llama.
Yo la desterré hace tiempo.
A Ella... y a la Desesperanza.

Ahora soy libre.

Un abrazo, campeón.

Herep dijo...

Sería una enorme solución para el problema energético, Candela.
Lo único malo que veo es que, seguramente, contaminan un montón.

De escoria así no puede aprovecharse nada, pero la idea de la purificación te la compro.

Un abrazo.

Herep dijo...

Bufff...

De eso tenemos a manos llenas, Zorrete. Por unos cientos de miles que se churrascaran entre las llamas no iba a acabarse el mundo.

Los mayas nada decían de políticos al punto.

Un abrazo.

Herep dijo...

El mejor de todos, Agustín.
El fuego todo lo purifica.

Un abrazo.