Yo tenía un sueño de España… pero ese sueño murió hace tiempo. El que me acunará esta noche, será mejor. Mi guía en los Años Oscuros. Y vivirá por siempre jamás. Ej12Ms

19 dic. 2015

Venías a traer luz...


... y sólo dejas tinieblas, Iluminado.
Hará poco más de cuatro años nos despedíamos de José Luis, el Felón, para recibirle a vos, Mariano. No albergábamos demasiadas esperanzas viendo cómo había sido su labor en la oposición durante la segunda legislatura del progre por excelencia, pero quedaba, soterrada en la cloaca más inmunda de nuestro corazón, el sueño de una esperanza innombrable, un residuo aún candente que lograra avergonzarnos sacándonos de nuestro error, dando al traste con nuestro juicio premeditado. Habían muchos que así lo creían, y sus pláticas a través de las ondas radiofónicas o los escritos en las columnas de los periódicos de postín nos hicieron dudar, sopesar la opción, esperar, quizá, los cien días de gracia que se dan en estos casos.
Fueron demasiados, Iluminado.
Nos los podríamos haber ahorrado, igual que nos podríamos haber ahorrado las dudas, las esperanzas, y, por qué no decirlo, las putrefactas sonrisas soberbias del que se vanagloria por haber acertado el sentido de una sentencia a muerte. Lo tuyo, desde el instante en el que colocaste a este imbécil al frente de tan banal ministerio del amor o al florero de turno como secretaria general de la verdad, podría clasificarse como la tercera legislatura del Felón. Estos cuatro años han servido para dar la puntilla allí donde la obra del socialisto quedó inconclusa. Adiós, liberales. Buen viaje, Estado de Derecho.
Con dos paladas soterraste hasta el último tornillo de los vagones del 11M, obviando la infinidad de puntos negros que tiene la instrucción del mayor atentado terrorista cometido en Europa, ese que te agarró atrapado en tus sedes, rodeado por la horda sedienta de sangre, gentío al que tú, con luz divina, has venido alimentando durante este tiempo a despecho de aquellos que creían en tu triste figura... y como no hay uno sin dos, ni dos sin tres, puestos a bailar sobre la tumba de los difuntos, zapateaste los cadáveres de las víctimas de la ETA dejando en libertad a los verdugos del tiro en la nuca.
Dirás, en tu perra defensa, que actuabas bajo el mandato del Tribunal de los Desechos Humanos de Estrasburgo, que te obligaron a la suelta masiva de terroristas y pederastas y violadores y demás calaña de esta España tan garantista con el crimen, a lo que un servidor te contestará: Bolinaga, apellido Nanclares, y la conversación acabará una vez te escabullas hasta el fondo de tu madriguera, presto a fumarte un buen puro habano, calentito en tu sofá de terciopelo gris rocoso como tu rostro. El frío de la solitaria calle quedó para otros, las víctimas, a las que chantajeaste en su desgracia o, simplemente, dejaste llorando en silencio frente a las cárceles de las que ha ido saliendo la escoria etarra entre vítores y aplausos y homenajes y manifestaciones y putos bailes de gudari punto com.
Porque si algo ha caracterizado tus años de gobierno, Iluminado, ha sido tu sacrosanta devoción por la cobardía. Frente al terrorismo, ante la yihad en ciernes, frente a esa panda de aliados que se ríe, a escondidas, de nosotros y de nuestras fronteras, o en el mal llamado "problema catalán", que has dejado gangrenar con el viejo cuento de los tiempos, las proporcionalidades y los hechos consumados.
Tan rápido con la chusma de Estrasburgo, y tan acomplejado con la justicia española.
La economía lo es todo, decías en precampaña, y bien que ha quedado demostrado gracias a la avalancha de casos de corrupción que han aflorado durante estos años, Mariano (se fuerte). Ni el estraperlo dio para tantos sobres, titulares, libros, debates, publirreportajes o películas, sean de Cospedal Marx y su parte contratante de la parte contratante, o en la versión moderna del clásico de Torrente Ballester: rey pasmado y alelado, ¡perdón, lo siento, me he equivocado!, al que hicisteis claudicar en una jugada maestra para reiniciar el Régimen que veíais demasiado expuesto a la verdad pública.
La buena, la Economía de la calle, ha sobrevivido... también puedo reconocer que hiciste lo mínimo parar la caída... pero el españolito de a pie poco ha notado, y si hoy puede comer gamba en vez de la patata zapatera, es a cambio de haber hipotecado su futuro actual y el de cinco reencarnaciones. Deuda descontrolada para sostener el chiringuito del 78, déficit concebido para el chantaje institucional español, putas y drogas en el producto interior bruto y una máquina de hacer billetes al rojo vivo de potencia. ¿Reformas? Tú alucinas. ¿Administraciones y empresas públicas? Todas para vos, las amáis... esos ayuntamientos pequeñitos, esas diputaciones tan imprescindibles, las realidades nacionales del FLA... ¡y viva el vino, abajo el Estado Español!, que Arriola dice que no debemos ser "fachas"... lagarto, lagarto, lagarto... ¿verdad, Iluminado?, y al arquitecto no hay que contrariarle, héroe, no vaya a azuzarte a la Candy. Lo tuyo ha sido dejar hacer, mirar hacia otro lado, esconder la cabeza debajo del ala o... otra alabanza, va, esta vez a tu originalidad, ¡me siento tan generoso!... dejarte ver desde el otro lado del plasma, cuando no has enviado a tu segunda, mister piececitos, a dar la batalla por vos.
¡Valiente caballero está usted hecho, Iluminado!
Antes de que te esfumes como el negro humo de un incendio, un nuevo halago, presidente... ¡oh, qué generoso!... porque es, gracias a vos, que nos queda, a los españoles de bien, un tétrico panorama al mirar hacia adelante. Su desidia ante la defensa de la Constitución, el mercadeo al que sometió los intereses de España en el ámbito internacional, la relativización chistosa que se ha hecho de la maldad intrínseca de la izquierda española, tu apatía en la defensa de la Historia de España, usted todo -puñetazo incluido-, en una palabra, ha colocado a la Nación al borde del Caos, torbellino que ha de traer la miseria a nuestro país, indefenso durante tanto tiempo ante las hordas de la cheká y la reencarnación del terror rojo.
Puedes estar orgulloso, Iluminado.
Contigo culmina el derrumbe,

y empieza la Resistencia.

7 comentarios:

Javier dijo...

Buena disección de lo que fue esta legislatura pero la resistencia no empieza, hace ya tiempo que empezó, la resistencia sigue, veremos a dónde nos lleva.

Javier Tellagorri dijo...

Estoy completamente de acuerdo con todo el listado de fallos que ha provocado y que detallas con precisión, este inerte burócrata de bocadillo a las once.
Lo "pior" es que los demás son aún más nefastos.

Agustin dijo...

Menudo palo le mete a Rajoy.La verdad es que su cobardia en el asunto de Catalunya es lo mas destacado de su lesgislatura.Veremos lo que nos trae las urnas hoy,saludos,

Herep dijo...

Correcto, Javier. La resistencia hace tiempo que empezó, lo que empieza es una nueva fase aún más pesada y vergonzosa que la anterior. A dónde iremos a parar sólo Dios lo sabe, aunque mucho me temo que nos tiene preparadas desternillantes sorpresas.
Un saludo y Feliz Navidad.

Herep dijo...

Triste consuelo el que nos queda, don Javier. Salir de guatemala para caer en guatepeor. Los liberal-conservadores estamos huérfanos en el arco político español, por enésima vez, y son tantas que no alcanzan los números para hacer la cuenta.
Que tenga usted una Feliz Navidad.

Herep dijo...

No sabría con qué quedarme de la larga lista de agravios cometidos por el Partido Podrido, aunque el asunto catalán es, por cercanía, el que más vergüenza y asco ha causado entre los muros de nuestro Cuartel General. Las elecciones, como contesto a toro pasado, no han traído más que ruina, Agustín, pero era previsible, sí.
Un abrazo desde esta ínsula que se sumerge, y Feliz Navidad.

Blogger dijo...

Get all your favorite alcoholic drinks at Duty Free Depot!

All the popular brand name beverages for unbelievable discounted price tags.