Yo tenía un sueño de España… pero ese sueño murió hace tiempo. El que me acunará esta noche, será mejor. Mi guía en los Años Oscuros. Y vivirá por siempre jamás. Ej12Ms

16 jul. 2015

Sesión golfa (XXI)


TÍTULO ORIGINAL. Deep Impact
AÑO. 2015
DIRECCIÓN. Herep
DURACIÓN. Milenio y medio.
PAÍS... sos Catalans.
GUIÓN. Ejército 12 Monos
MÚSICA. La Trinca
PRODUCCIÓN. Corporación Audiovisual Etnicoestética (CORPO)
GÉNERO. Dramón de ciencia-ficción. 
SINOPSIS. Llamada a ser el sorpresón de este 2015 del cambio climático antropomórfico de todos los santos, llega a las pantallas de varios cines de Chirigota Española, s.l., la opera prima del "pequeño bastardo" de la cinematografía patria, siempre díscolo ante los convencionalismos de la Academia, tan encorsetada toda ella, tan fina y remilgada, ajena a las críticas y los escándalos tal y como quedó patente tras la última ceremonia de entrega de los Premios Ceja.
Anónimo por su ácida crítica y sus pensamiento liberal, el argumento de la película, esta vez, a pesar de ser falso como un duro de madera, está cargado de sentimentalismo y lágrima fácil. Atrás quedan las incursiones en el terror alienígena, la comedia costumbrista o el verde picante del espagueti del Raval. Estamos ante una cinta de pañuelo, de sollozo y de trágico sentimiento vital no exento, eso sí, de cierta sátira.
La acción nos sitúa en Paísos Catalans, el edén sobre la tierra. Ítaca, para los amigos, y en apenas cinco minutos desde el inicio del metraje, queda claro que cualquiera puede ser amigo, ser un nou benvinguts. Sólo es necesario abjurar del yo y abrazarse a la tribu que puebla el oasis. El pago, atendiendo a los beneficios de la transacción, es ridículo, abstracto, insignificante. Todo son ventajas en estos paísos, tierra de libertad e igualdad y fraternidad con solidaridad y pensiones de kilo tres cuartos y jóvenes con tres doctorados a los veinte y la televisión objetivamente plural y el gobierno que no defrauda en Andorra ni trae tabaco de contrabando en el maletero del A8 blindado con el que la primera dama va y viene de los dieciocho cargos administrativos que preside, entre ellos el de agitación y propaganda etnicista, germen de todo totalitarismo de progreso que se precie.
La primera pirueta irónica viene cuando, hechas las presentaciones iniciales, la ciencia de los paísos, puntera y envidiada por la infrahumana hueste con la que comparte planeta, es incapaz de descubrir un meteoro del tamaño del Everest dirigiéndose directamente a la capital del imperio, Moreneta's Ciutat. Enfrascada en busca del genoma del expolio en la Tierra, no percibió el extraño brillo que aparecía en el cielo. Al poco, el caos se impone en el paraíso, la ciudadanía clama socorro a sus líderes, la luz va tornándose más y más brillante en el cielo del mediodía, se suspende el concurso de habaneras de Calella y la TV pública, triplicada su plantilla con primos y hermanos, rompe los indicadores de audiencia. Todos están frente al aparato, por enésima vez, escuchando al Mesías arremangado hasta el codo, gesto serio, mirada fija como ayer -también chupó cámara, esta vez en otra cadena-, y anteayer -más cámara-, y el otro. El discurso, pero, siempre será el mismo: es demasiado tarde incluso para lanzar los misiles estratégicos Cagane-33 que la flota galáctica tiene a su disposición.
Es mitad de película cuando el president hace su arenga más dramática. El Pedrolo Manuel (así lo bautizan, en honor al maquiavelismo francés) ha de ser nuestra eliminación como pueblo. La Estelada de la Muerte es inútil ante la embestida de la piel de toro del espacio exterior. El pedrolo viene a destruirnos la tierra, doblará nuestra estaca, al vent... la lengua y literatura al vent... el Imperio de los Mil Años al vent... Pero tranquilos, la tribu no se extinguirá. Haremos una lista, una lista con los mejores, las élites, el genuino gen de los paísos. En breve, los elegidos recibirán la llamada.
Rondamos mitad de película cuando esto sucede. Se acabaron las palomitas, el refresco no refresca y los hombros pesan. Queda, pero, lo peor, lo más largo y pesado, ver el ir y venir de los secundarios que instantes antes se las daban de paladines ante los arios, más papistas que Bergoglio... el papa segurata... duchos en letras incluso para hacerse con la victoria en los juegos florales de Castefa. Pepe no se despega del teléfono, Gabriel ha organizado una sardinada popular en el casal cultural catalano-latino-romano a la que no acude nadie, Rocío aporrea sin éxito las ventanillas tintadas de los coches que paran frente al Majestic y las cartas no dejan de amontonarse en el despacho del Secretari sin que nadie las abra por mucho Nivel C que denote el remite.
La película avanza, la desesperación se agría. El drama no ha hecho más que empezar cuando el público, cada vez más incómodo, empieza a contemplar la idea de que tal vez no esté tan mal el profundo impacto del Pedrolo Manuel.

Conviene cambiar de dinosaurios.

1 comentario:

Blogger dijo...

Get your credit scores and reports 4 times a year with IdentityForce.