Yo tenía un sueño de España… pero ese sueño murió hace tiempo. El que me acunará esta noche, será mejor. Mi guía en los Años Oscuros. Y vivirá por siempre jamás. Ej12Ms

13 oct. 2012

Lluvia-Sevilla(Barcelona)-Maravilla



Ayer fue un día grande en Barcelona.

En una plaza de la Ciudad Condal, al tiempo que en la Villa del Reino unos lucientes dirigentes asistían al “coñazo” del año, el ciudadano libre se concentraba reivindicando su condición de español. Sí, sí… ya lo sé. Catalanes y españoles, sí… españoles y catalanes… pero, en El Ejército de los 12 Monos pecamos de cierta incorrección política. Os confesaremos, si es esto una confesión, que nosotros somos españoles. Lo catalán es algo secundario… difícil sin lo primero, que es España. Sin ti no soy nada, que diría aquella canción. Esa es la razón por la que definir de tú a tú tal relación, para el Cuartel General, no es más que una licencia poética bienintencionada.

Nada más.

Llovía.

Zeus, allá en su Olimpo, hastiado de tanta ofensa sufrida en silencio, envió escudos en forma de lágrimas. Envió su espada revestida de pureza. En Plaza Cataluña, unos pocos agarraron el mocho y la escoba para emplearse a fondo en la hercúlea tarea de limpiar tanta mugre acumulada. Limpieza y desinfección. Rascar, rascar y, si la cosa está muy deteriorada, al contenedor de los desechos.

No estaban todos, pero todos aquellos que salieron a la lluvia, son.

Para perdonar las culpas ajenas, antes deben expiarse las propias. Para prestar ayuda al prójimo enfermo debe, el doctor, haber sufrido la enfermedad en sus propias carnes. Conocerla. Interiorizar cuáles son sus gustos, sus aficiones… sus hobbies…

Cuando el general del limpiacristales se encara con la mugre, debe conocer a su enemigo.

En Mátrix, Monos, estamos servidos de Sres. Smith. Embotados de elementos que, amparándose en el Sistema, pretenden hackearlo. Podemos verlos cada día, tan sólo voltear la esquina de la calle. ¿No los distinguís? Mirad bien. Son esos que, enarbolándose en la bandera de la democracia, tildan a los contrarios como totalitarios… “enemigos de la democracia”… al tiempo que, agrupados bajo la protección de la piara, agreden a ciudadanos que tan sólo pretenden salir a la calle a darse el gustazo de pegar cuatro gritos. No importa que inocentes niñas sean pisoteados, no. Arrancadas de los brazos de sus padres, no.

El fin justifica sus medios. Más si se actúa en defensa de la democracia.

Hablando de niños… la mugre, dada la inocencia de la infancia y su envidiada osadía para rebozarse entre polvo, sudor y diversión, es muy proclive a aferrarse a tan delicada piel. En las rodillas, en los codos, en la frente… Si no se mantiene una higiene adecuada y protectora, toda basura se pegará a ella. La basura lo sabe, lo entiende, lo utiliza.

El valiente de la escoba debe conocerlo… y lo conoce. Ha visto los videos que enaltecen el adoctrinamiento en las escuelas. Tampoco es necesario, pues lo ha sufrido. Las coacciones, la siembra del miedo existencialista, la amenaza de la exclusión durante el recreo… Profesoras que, orgullosas de su servicio desinteresado en medio del vertedero dirigen legiones de futuros tarados por el síndrome de Diógenes, aparecen también, hoy ante los ojos de la lluvia, como servidoras de la Bestia, por mucho que instantes después se muestren como sacerdotisas virginales víctimas de la intolerancia e intransigencia de los sempiternos “enemigos de la democracia”.

La Peste, Monos, acostumbra a disfrazarse con aromas dulzones y engañosos. Amparándose en aquello que desprecia, hipnotizando con visos de conquista. De esta forma, cuando asistimos al pase, en horario de máxima audiencia, de sesiones de apología del terrorismo, la defensa embrutecida tiende a argumentar derechos de expresión u otras vertientes cómicas del asunto, enfriando la polémica y tachando al ofendido de “enemigo de la democracia”.

Si el tinglado está, además, subvencionado con dinero púbico en forma de cadena oficiosa del Régimen, aka TV3, la falta se disculpa con mayor claridad pues, TV3… la teva… con ese bagaje repleto de excelencia e imparcialidad, no erra jamás.

100.000 moscas no pueden equivocarse. Comamos mierda, hermanos.

Así están las cosas. Así estaban hasta ayer… y siguen estando hoy.

Pero muchos, bajo la lluvia del Día de la Hispanidad barcelonés, expiaron sus pecados y presas del deseo de limpieza, asaltaron la calle para purificarse. Bajo el agua, como no puede ser de otra forma. Limpios, la tarea que se presenta ante los ojos puede ser observada con mayor claridad y nitidez.

De esta guisa, con la retina liberada y la mirada bien enfocada, todos estos “enemigos de la democracia” han comprobado que esa etiqueta, diseñada por aquellos blancos que, de mugre, se tornaron negros, no es más que un papelucho mojado del cual, por obra y gracia de la lluvia olímpica, se ha corrido la tinta. Un pedazo de cartón limpio… en blanco…

De esta guisa, con la retina liberada y la mirada bien enfocada, todos estos “enemigos de la democracia” han asimilado que los otros… los de enfrente… son lobos disfrazados de corderos. Lobos que, amparándose en la Ley, defenestran al contrario sólo por tener una idea distinta a la que predican los altavoces que sermonean en la calle. Maestros en la crítica, no dudan un instante en caer en eso que tan descarnadamente atacan. Duchos en el victimismo, jamás he visto una película en la que el mártir vista la bandera con la que ellos se envuelven en sus sueños más húmedos.

El respeto que reclaman jamás ha sido otorgado para con los adversarios.

Pero ellos ya no son “la democracia”. Nunca lo fueron, para ser sinceros. El Derecho, la Ley, la Lógica, el Orden… Utopías que nunca tuvieron mucha importancia para la basura, porque ella está poseída por la idea romántica de la superioridad racial, social, cultural, económica… Cierto. ¿Alguien conoce algún edificio en el que el abandono no haya sido aprovechado por la expansiva inmundicia? ¿Puede alguien negar la ideología imperialista de la “mierda”?

La lluvia, en Barcelona, sirvió para que muchos, bajo ella, se frotaran con fuerza la piel y… ¡milagro para los incrédulos!... comprobaran satisfechos que esa negrura… ese moreno protegido con factor 50… no es piel, sino costra. Mugre adherida. Pus supurante. Carne muerta de la que es conveniente desprenderse, por el bien del conjunto.


Y tras ella, la piel. La verdadera piel de toro.



16 comentarios:

Zorrete Robert dijo...

No se tu, yo estoy contento por toda esa gente que salió con un par. Espero que la próxima vaya más gente aún, hasta yo si tengo biruta pienso ir y nos vamos luego de pinchos por ahí Herep.
Saluditos.

Agustin dijo...

Yo esperaba mas gente desde luego,Algo desilucionado si que estoy,Lo esplico en mi nuevo post,un saludo.

CLAVE dijo...

Creo que estaban los que no tenían miedo, eso se evidencia en el vídeo del padre con los niños, seguro que en otra ese padre elegirá el ir solo, esto es muy serio, yo iré si se hace por mi tierra una manifestación, sola, no ira conmigo nadie que tenga que proteger...

Tío Chinto de Couzadoiro dijo...

¡Qué bueno sería, amigo Herep, que el ejemplo dado por los españoles de Barcelona cundiera por España entera! Va siendo hora de que los españoles demos la cara por todas partes.
Un cordial abrazo.

Maribeluca dijo...

¿Algo comienza a moverse en la charca inmóvil...? bien está, esperemos que la cosa no haya llegado demasiado tarde, pero esa impresión tengo desgraciadamente.

Con todo, una delicia ver tanta gente sana defendiendo la unidad nacional sin complejos, ya era hora

Old Nick dijo...

¡VIVA ESPAÑA Y LA PILARICA DONDE SEA!
Sobran Comentarios ¿No Te Parece Hermano Herep?
Pos Eso.
Que ¡A VER SI AUMENTA LA CANTIDAD Y SE VEN Más "REACCIONES DIARIAS" CONTRA TANTA HIJOPUTEZ COMPINCHADA!
Un Abrazo
Un Brindis Por LA CATALUÑA SANA, A VER SI EMPIEZA "A DESPERTAR" Y SE LIBRA DE LA GENTUZA
Y
¡¡RIAU RIAU!!

CARLOS CC dijo...

Se ha dado un paso importante, pero el paso mas importante le tiene que dar el Gobierno de España obligando a que se cumpla la Constitución en Cataluña y salvaguardar los derechos de todos los catalanes que se sienten españoles que están dejados de la mano de dios.
Saludos.

Mª Asunción Balonga Figuerola dijo...

Amigo Herep: las horas que estuve bajo la lluvia en la Plaza Cataluña, con mi familia, coreando los esloganes, fueron de las más felices de mi vida. Pues sí.
Y las muestras de adhesión que recibimos en el camino no las olvidaré nunca.
La mayoría silenciosa, existe. Yo alcancé a verla, agazapada pero presente de corazón.
La próxima vez vendrán personalmente, estoy segura.
Un beso
Asun

Herep dijo...

Eso está hecho. Conozco varios sitios en los que nos tratarían a cuerpo de rey.
Yo no me esperaba tanta gente, la verdad, así que todo fueron sorpresas y, después de tanto tiempo, agradables.

Un abrazo, Zorrete.

Herep dijo...

Ahora voy a echarle un ojo, Agustín... aunque el ordenata maldito me está dando unos problemas que alucinas.
Yo, en cambio, esperaba menos. Pero de una cosa sí que puedo dar fe: una vez rota la tela de araña de la cobardía, cada vez saldrán más a la calle.

Un abrazo, neozelandés.

Herep dijo...

El episodio del padre y la niña va muy bien para que el ciudadano contemple a qué se está enfrentando. Se llenan la boca con la palabra democracia, pero luego, todos con la cara tapada, agrediendo a todo aquel que no acate sus doctrinas.
Sí.
No hay que ir con nadie a quien se tenga que proteger, tienes razón.
Ahora, los de este bando, ya lo sabemos.

Un saludo, Clave.

Herep dijo...

Si cuatro gatos con apenas medios han podido organizar esta fiesta, Tío Chinto, tus deseos no son tan difíciles de cumplir.
Es cuestión de desempolvar el orgullo y no claudicar ante la insulsa doctrina progresista.

Un abrazo, campeón.

Herep dijo...

Es posible que llegue demasiado tarde, Maribeluca... pero nunca fue muy español eso de dejarse matar por la espalda.
Además, aunque parezca mentira, muchos que no viven aquí han visto, por primera vez, que en CAT hay españoles que no se resignan a dejar de serlo.
Que les ayuden o no es otra cosa.

Un abrazo.

Herep dijo...

Poco a poco empezará a despertar, Old. Por las buenas o por las malas. Para bien, o para mal.
Tenlo por seguro.

Un abrazo, maestro... y un brindis. ¡Riau!¡Riau!

Herep dijo...

Esperemos que ese paso no tarden mucho en darlo, Carlos, pues no hay día en el que la provocación secesionista de los señoritos de Pedralbes no arrecie más y más.
Están subidos por obra y gracia de la desidia del Gobierno de España que, al igual que pregona el príncipe, no ve problema alguno en Cataluña.

Un abrazo, Carlos.

Herep dijo...

Claro que vendrán, Asun.
El pasado día 12O, se abrío la veda para, de una vez por todas, acabar con esa realidad virtual paralela que pulula por la atmósfera catalana.
El tiempo del Oasis ha acabado, amiga mía. Llega el tiempo de la bofetada.

Un abrazo fuerte.