Yo tenía un sueño de España… pero ese sueño murió hace tiempo. El que me acunará esta noche, será mejor. Mi guía en los Años Oscuros. Y vivirá por siempre jamás. Ej12Ms

18 jul. 2012

Mi nombre es Victoria.



Para los instruidos en la materia no hará falta explicar qué día se conmemora hoy. Perdónenme los ofendidos. Sé que aquí, en Chirigota Española, s.l., existen fechas cuyo recuerdo escuece como un puñado de sal sobre el glande… pero quien se moleste, ajo y agua o, como diríamos no hace muchos días, dos piedras.

Aquellos que mamaron de las fuentes de la sapiencia que brotan bajo las siglas LOGSE, estarán observándose los unos a los otros con mirada incrédula, sorprendida… ¿Qué estará diciendo este grillado?, pensarán… sin entender el chiste ni la ironía, pues es público y notorio que ésta, nuestra generación mejor preparada de la Historia, no entiende más guasa que el “caca, culo, pedo, pis” pregonado por el palmero cejudo de turno desde su atril televisivo a cargo del erario público.

Que sí, chicos… que sí… mirad atrás, valientes… La Historia de España no empieza con Franco, al igual que los niños no vienen con un pan bajo el brazo. Hay vida más allá de la II República, mozos. Navegad por eso que se conoce como Internet y tropezareis con miles de páginas, blogs, entrevistas, noticias… todas ellas analizando qué paso en estas tierras españolas hará unas décadas.

Leedlas, si no os supone demasiado esfuerzo el apartar la mirada del combinado de anabolizantes con el que os infláis los músculos. Ojeadlas, si todavía veis más allá del tamaño de vuestras pestañas postizas. Quizá os sirvan para reconocer aquello que veis cuando os enfrentáis al espejo del lavabo de la discoteca… o, con suerte, el suplicio consiga que podáis dormir esta noche sin inflar vuestro cuerpo con centenares de pastillas de curso legal.

Pero hoy no he venido a hablar de la Guerra Civil. Sí, lumbreras. Hoy se cumplen 76 años del inicio de la Guerra Civil Española. ¡Qué alucine, no!...

… pues eso, que muchos, e infinitamente mejor que yo, tocarán el tema este día. A ellos les paso el invisible testigo.

A mí, hoy… aunque relacionado con la efeméride… me gustaría hablar de un aspecto en el que no depara demasiado la ciudadanía. Aunque, oficialmente, la Guerra Civil española dio inicio un día como hoy del año 1936, desde demasiado tiempo atrás se venía fraguando la revolución armada. Varios historiadores proscritos por medios, universidades y demás gente de guardar… “en una época de engaño universal, decir la verdad es un acto revolucionario”, que diría Orwell… sostienen que el perfume a pólvora de la refriega se atisbó, por primera vez, con la Revolución Obrera de Asturias, en 1934. El Octubre asturiano, a imagen y semejanza del Octubre rojo de la patria de los desheredados, pero con final más ulceroso para los parias de la Cheká y el Gulag, hijos predilectos que, por aquellas fechas, crecían con salud y fuerza por toda la estepa de la madre Rusia. Un poquito antes que los campos de concentración de los totalitarios de la cruz gamada, cabe recordar. Los comunistas, siempre tan “progresistas” e innovadores en esto de la reeducación de la ciudadanía.

Pero… ¿aceptamos en El Ejército de los 12 Monos la Revolución de Octubre como animal de compañía? ¿O empezó antes, nuestra Guerra Civil? Y si es así, ¿cuándo se dio el pistoletazo de salida?

Nosotros lo tenemos claro.

Nuestra Guerra Civil empezó al segundo de atravesar, el fantasma que pregonaba Marx, la frontera norte de Los Pirineos. Iba, eso sí, vestido con los ropajes y la carcasa del nunca suficientemente honrado Pablo Iglesias. Su lenguaje, incendiario, fue la seca paja en la que, varias décadas después, prendería el incendio que asoló España durante tres años. Amenazas en las Cortes al “odioso” presidente Maura… “hemos llegado al extremo de considerar que antes que S.S. suba al Poder debemos ir hasta el atentado personal” (Pág. 439-443 Diario de Sesiones del  7 de Julio de 1910)…; sus ataques a diestro y siniestro… “queremos la muerte de la Iglesia… para ello educamos a los hombres, y así les quitamos la conciencia…” (VI Congreso del PSOE en Gijón, en 1902)… “pero si triunfan las derechas, tendremos que ir a la Guerra Civil declarada” (El Liberal, 20 de Enero de 1936)… “la Democracia es incompatible con el Socialismo”…

Cientos de exabruptos de similar o mayor tamaño. Todos vomitados por el fundador del “partido de los 100 años de honradez” a los que hay que añadir, vista la popularidad del original, las copias defecadas por segundones con aspiraciones, entiéndanse Indalecio Prieto, el Largo-Lenin-Caballero español, el negro buitre con refajo… y cientos y cientos de miserables que, llegado el momento, azuzaron fantasmas y odios para que, en una misma mesa, el padre le lanzara el tenedor al cuñado, respondiéndole el primo con un misil en forma de rebanada de pan.

Todo sin menospreciar… líbreme Dios o, en su defecto, el Bosón de Higgs… el subterráneo trabajo del hijo bastardo nacionalista. Señorito de barrio alto, negro sombrero de copa y arancel bajo el brazo, pronto comprobó en qué quedaba su soberanista sueño burgués ante los ojos del Padre de los Pueblos.

Cuatro gatos son siempre cuatro gatos.

Pero ése tampoco es el tema. Tampoco quiero hablar de eso hoy.

Hoy, día del Alzamiento Nacional, me gustaría haceros ver una cosa. Simple, pero importante.

Abrid las ventanas. Mirad afuera.

Mientras las calles de nuestras ciudades son tomadas por la Izquierda bajo la arenga de unos “intelectuales” del ramo siniestro que versan sobre “guerras”, “conflictos”, “situaciones de emergencia”, “estados de excepción”, “mercados”, “expolios”… cuando a través de la algarada callejera y en nombre de los derechos colectivos pretenden forzar la expresión del soberano ciudadano español, libremente manifestada en las urnas… no es hoy momento, tampoco, para entrar en si las decisiones son acertadas o no (rotundamente NO*)… al tiempo que las Instituciones y Símbolos de la Nación son pisoteados, insultados, menospreciados y excomulgados tanto por la sociedad civil como por la casta política miserable central, periférica e insular…

… cuando el fantasma del falso “progreso social” se muestra en todos y cada uno de los rincones de la Patria predicando que 2+2=5 entre gritos y maldiciones de la fiel iglesia de los Mercados de los Últimos Días… arrodillados todos a los pies de un santificado Todopoderoso Poder protector que, entre promesas y paraísos, no cesa en su empeño por conducir a los antaño hombres, hoy meros corderos, al peaje Matadero en el que se iniciará, con gastos pagados y públicos, el viaje sin retorno… inútiles hijos de la Revolución Pendiente…

… debemos recordar que aquella guerra se parió bajo la incuestionable seguridad revolucionaria en la victoria. Ellos se sabían ganadores. Desde el primer momento, creyendo en la Divina Providencia profetizada por el judío de Tréveris, confiaron en la superioridad de sus fuerzas, provocando al enemigo para, en caso de intentona, caer sobre ellos con todo el peso de su democracia estaliniana. Provocándolo en sede parlamentaria. Provocándolo mediante el asesinato de las facciones rivales. Provocándolo mediante el pucherazo, ante notario, de las elecciones de febrero. Provocándolo mientras daban fuego a las momias de las catedrales. Provocándolo como…

… provocando como provocan hoy, Monos.

Recordadlo.

Hoy, hace 76 años, cuatro tigres se levantaron contra la Revolución. Sólo cuatro entre un millón. Durante las horas de esta tarde, hace 76 años, un milagro se obró sobre las tierras de la Luz de Trento. Aquella reacción… como siempre tardía… saltó en puente aéreo las defensas de la curtida piel de toro para, tal y como haría la penicilina tras ser inyectada en el cuerpo enfermo, propagarse de norte a sur, y de este a oeste. Y aquella guerra se ganó. Aquella guerra la ganó España, regalándonos 76 años más de Gloria.

Hoy es un buen día para tenerlo presente.


Hoy es un buen día para creer en la Victoria.

---
* ha sido un desliz. 


16 comentarios:

Carlos Fernández Ocón dijo...

Pues eso

Old Nick dijo...

NUNCA SEGUNDAS PARTES FUERON BUENAS, QUERIDO HEREP.
MUY BUENA ENTRADA, QUE LES ESCUEZA.
¡Ya Verás Lo Que Nos Vamos A Reir, Cuando Empiecen los "DIALOGANTES/MANGANTESS Y MASONESS" A Clamar "por Un LÍDER PROVIDENCIAL" QUE NOS SALVE DE LA BARBARIE Y DEL ASESINATO MASIVO, A Que Nos Conducen Con sus "POLÍTICAS" Un Día Sí y Otro También...
¡Entonces Serán las Madres Mías!Y El Llanto y el Crujir de Dientes y el Merecido Infierno, Como Decía Aquel GALILEO Puñetero y Que No Se Callaba Una...
y Asmodeo, Estará en su Salsa y Nosotros, Si podemos Tambien.
Un Abrazo. GENIO.
Y Que RECUERDE LA GENTUZA ASESINA, LADRONA Y EMBUSTERA, QUE INCLUSO LOS MÁS COBARDONES Y AMARICONADOS, SE DEFIENDEN COMO GATOS PANZA ARRIBA, CUANDO UNOS HIJOPUTAS ASESINOS Y TRAIDORES QUIEREN EXTERMINARLOS PORQUE SÍ Y DESDE EL "PODER USURPADO"...
UN bRINDIS CON ALGO SUAVE, COMO UN TINTO, POR LA LIMPIEZA A HOSTIA LIMPIA DE TANTA CANALLA MASÓNICA COMPINCHADA, QUE EMPEZÓ TAL DÍA COMO HOY.
Y
¡'¡RIAU RIAU!!

Geppetto dijo...

La Guerra termino en 1939 con la victoria del bando Nacional, 15 años después se cerro esa pagina mientras todos los españoles arrimaban el hombro para sacar a España, a su familia y a las letras del banco adelante, a nadie le importaba un pimiento el recuerdo de la guerra, se conmemoraba, había un desfile estupendo y al día siguiente la gente se iba a Benidorm.
Tuvo que morir Don Paco y tuvo que subir al Trono su sucesor a titulo de Rey para que de nuevo la lucha fratricida comenzara, esta vez entre los inútiles de la derecha y los inutiles de la izquierda, se repartieron España y ale, a robar y mandorrotonear de 19 formas diferentes.
Estamos al cabo de la calle, la Guerra civil es un referente cotidiano, los politicos se portan exactamente como se comportaban en la república, la única diferencia es que ahora son muchos mas y roban con mas cara, que la situación es una mezcla de la chalada I República y la envilecida y siniestra II y todo aderezado por una Corona tunante e ineficaz
¿Alguien cree que esto va a terminar bien?
http://lapoliticadegeppetto.blogspot.com.es/

George Orwell dijo...

En 1984, Smith escribe en su diario que la libertad es poder decir que 2+2=4... En España hace mucho tiempo que 2+2 son lo que convenga... ¿Quien dijo aquello de que el pueblo que olvida su Hª está condenado a repetirla? Pues eso...

Saludos :)

Carlos Fernández Ocón dijo...

Geppeto, con tu permiso, tu comentario encabezará temporalmente mi blog.

Un saludo

Candela dijo...

¿En el 34, en el 36 o cuando Alcalá-Zamora dió puerta a Alfonso XIII?

¿Porqué todos dicen que comenzó cuando Franco les dió puerta todos ellos tras dos largos años de violencia y crímenes que la República no fue capaz de contener?

Reinhard dijo...

No hay que engañarse: el Alzamiento era la única forma que tenía de sobrevivir una parte muy importante de España. No hacerlo hubiera sido ir alegremente hasta el matadero.

Carlos Fernández Ocón dijo...

Muy bueno y muy a tener en cuenta, algún día, lo que apunta Candela. El pronunciamiento de Franco no fue el punto de inflexión entre el paraíso y la Guerra Civil. Ya va siendo hora de que nos tomemos en serio a nosotros mismos y a los que nos rodean.

Al igual que hoy, cuando se nos dice que "no rompamos" ciertas cosas, como si esas cosas no existieran aquí y ahora, como si no se estuviera violando todo lo violable cada día y desde los lugares de mayor responsabilidad.
Una parte de la izquierda a seguido derramando sangre todos estos años y parece que hasta ha estado bien que tal cosa haya ocurrido. La otra parte ha continuado como entonces (pasándose todo por el forro, por resumirlo). La "derechita" es izquierda con un poco - muy poco - de disimulo.
Y todos, absolutamente todos, nos mienten y exprimen como a limones.

Nuestro nombre es "Derrota" hasta el momento. Nadie en su sano juicio puede desear violencia o yo que sé, pero ¿y si no qué?.
Digo yo que si tu vecino se desayuna todas las mañanas soltándote una bofetada, algún día dirás basta ¿no?

Carlos Fernández Ocón dijo...

Quería decir "como si esas cosas existieran..."
Y el verbo haber lleva 'h', perdón

Herep dijo...

Razón te doy, Carlos.

Un abrazo.

Herep dijo...

Pues, según tengo entendido, uno de "alto grado" está ya tomando posiciones para el chispazo mental de Don Mariano. Su nombre es Gallardón, y apunta maneras para ese "profético" Gobierno de Concentración.

Como bien usted viene advirtiendo durante todo este tiempo, "todo está atado y muy bien atado". Pero entre gatos y monos, el futuro no está escrito. Quizá, a fuerza de arañazos y filigranas, todavía podamos, por lo menos, morir con la cabeza bien alta.

Un brindis con ese suave tinto, amigo mío. Un brindis por lo que está por llegar.
¡Riau!¡Riau!

Herep dijo...

Excelente comentario, Geppetto.
Me gustó como adjetiva usted a la I República, jamás recordada debido al desastre total.
La Democracia ha sido traicionada por aquellos que siempre tuvieron como objetivo la destrucción de España, silentes durante los años del Caudillo, pero bien presentes ahora en que las palabras son gratuitas y los actos no son juzgados.

No. No puede acabar bien.

Un abrazo.

Herep dijo...

Los españoles no hemos acabado de asimilar demasiado bien el significado de esa cita, Orwell.
Aquí la realidad es una quimera, y el tropezar de nuevo con la misma piedra, una costumbre.

Un abrazo, figura.

Herep dijo...

Porque les interesa mucho decir que la Guerra Civil fue un acto de guerra realizado por las derechas.
Todos sus tejemanejes para forzar la situación y vulnerar la realidad no fueron tales. Estaban justificados... porque ellos eran, son y serán, la Democracia.

Bueno, SU democracia, más bien dicho.

Un abrazo, Candela.

Herep dijo...

¿Iremos ahora, Reinhard?
¿Nos arrastrarán a la charcutería industrial sin que nadie haga saltar la espoleta?

Y, si eso pasare, ¿qué espoleta prenderá la mecha?

Dudas que pronto quedarán resueltas.

Un abrazo.

Herep dijo...

No, Ocón.
Nuestro nombre es Victoria.

Una vez, amigo mío, un hombre me dijo que las decisiones que vamos tomando en la vida, si son llevadas a término con convicción y coraje, siempre serán las correctas ante nuestro ojos, y eso es lo verdaderamente importante.

Yo intento vivir siempre en base a aquello que creo justo y lógico. España, para mí, es justa y lógica... amén de muchas más cosas.

Así, trabajando para Ella aunque todo se torne adversidad a mi alrededor, siento la satisfacción de entregarle mi don. Y si, por algún motivo, un día, los actos en pro de aquello en lo que creo me llevaran al otro barrio entre risas y burlas de los "cobardes que creen burlar al cementerio", para nada me iré con una mueca de derrota en mi rostro.

No, Ocón. Mi nombre es Victoria. Siempre.

Un abrazo fuerte.